¡Cuidado con los metadatos en las fotos!

En la actualidad hay muchas facilidades para realizar fotografías; archivos que permiten inmortalizar los momentos más especiales de nuestras vidas… Con este concepto, sin profundizar en el tema, todo pareciera andar muy bien, sin elementos que den lugar a pensamientos de preocupación o negatividad; sin embargo debo comentarles que sí hay motivos para que nos preocupemos con el simple hecho de realizar una fotografía. En un instante conocerán el por qué de lo anterior.

realizar-fotografias

Los metadatos EXIF en las fotos

Acontece que hace bastantes años, la Japan Electronic Industry Development Association (JEIDA de manera abreviada), creó lo que hoy conocemos como los metadatos EXIF (Exchangeable Image File Format). Se utilizan para recopilar información puntual sobre el ambiente y los factores que estuvieron presentes en el momento de realizar una determinada fotografía. Por ejemplo la fecha y hora, el modelo de la cámara, los datos del fabricante, la distancia focal, la apertura de la cámara, etc.

Estos metadatos se incluyen en ciertos formatos de imágenes como el JPEG y el TIFF, y en algunos formatos de archivos de audio.

metadatos-exif

Estos metadatos podrían hacerte pasar un mal rato

Hace unos cuantos años, por las noticias circuló la noticia de un hacker que le envió al FBI una foto para burlárseles, pero que sin darse cuenta lo que hizo fue prácticamente enviarles una “carta de invitación” para que los oficiales dieran con su ubicación, e irrumpieran en su casa.

Lo que permitió su captura fueron los ya varias veces nombrados, metadatos EXIF. El error de este despistado ciber-delicuente, fue haber capturado la imagen con su dispositivo iPhone, y que debido a sus características, incluyó la localización en la cual se realizó la foto (algunas cámaras con GPS integrado también lo hacen), que en este caso daba con las coordenadas de su residencia.

Lo anterior es un claro ejemplo del por qué los metadatos nos podrían hacer pasar un mal rato, y adicionalmente les comento que entre los mismos se puede registrar una miniatura de la fotografía original. Por lo que suponiendo que fuera editada con algún programa como Photoshop, o fuera recortada para sacar de la vista algo vergonzoso o incriminativo; haciendo uso de un programa para leer los metadatos, se podría conocer eso que se intentó ocultar.

hacker-atrapado-por-datos-exif

Mis recomendaciones

Conociendo todo lo anterior, creo que la mejor recomendación sería que utilicen su sentido común; no se incriminen de una manera absurda, o den pie a un momento vergonzoso fotografiando algo que no se debe.

Y dejando a un lado la recomendación pasada, quiero que sepan que hay programas especializados en borrar o modificar estos datos, e inclusive sitios web. Solo es cuestión de buscar un poco y documentarse más al respecto.

Finalmente les pido que dejen sus comentarios contando sus experiencias, aportes, y lo que deseen opinar acerca de este atrayente tema.